1
3
4
5
6
7
8
9
10
2

 

 

Fundación de los Bomberos Voluntarios

Los Bomberos Voluntarios nacen como una necesidad ya que los constantes siniestros que se originaron en la ciudad capital exigían la conformación de otros grupos de ayuda a la guardia permanente por el agotador trabajo que día a día se generaba en la ciudad y sus alrededores como consecuencia de construcciones viejas, instalaciones eléctricas defectuosas y un sinnúmero de causales de incendio que se dieron. Es así que el Comandante Oscar Rodríguez Gómez O.E.P.D. Sub-Comandante, inicia una campaña abierta por todos los medios de comunicación existentes en esa época, Canal 5 en Televisión, HRN, Radio Comayaguela, Radio Centro, en Radio, Diarios El Día y EL Cronista; con el fin de despertar el Voluntariado de Bomberos esta Campaña fue lanzada desde la creación del Cuerpo de Bomberos para el 21 de Septiembre de 1960 ya se consideró fundado el Cuerpo de Bomberos Voluntarios cuyo Primer Comandante y fundador fue Don Oscar Rodríguez Gómez, la Personería Jurídica que otorgó el Ministerio de Gobernación se denominó “Asociación de Bomberos Voluntarios” en ella se estableció los objetivos, estructura y Jerarquización.

El Comandante Oscar Rodríguez Gómez fungió como SubComandante de la Guardia Permanente y como primer Jefe de los Bomberos Voluntarios hasta el 31 de Diciembre de 1965, seguidamente  paso a ocupar la Comandancia del Cuerpo de Bomberos de San Pedro Sula recién creado desde el 1 de enero al 30 de marzo de 1965, seguidamente paso a ocupar la Comandancia del Cuerpo de Bomberos de San Pedro Sula recién creado desde el 1ero. De enero al 30 de Marzo de 1965 conforme a la Ley de Bomberos Voluntarios, el 1ro de Enero de 1965 asumen la Comandancia del Cuerpo de Bomberos Voluntarios por su orden y con el grado de esa fecha Capitán Taufick Simón Román Primer Comandante, Capitán Roberto Abadie Abarca, Segundo Comandante y Mario Roberto Paz como Tercer Comandante. En aquella fecha los Bomberos Voluntarios se conformaron de diferentes estratos de la sociedad civil (Empresarios, Profesionales, Estudiantes Universitarios y de Media, así como de obreros, artesanos dispuestos a servir gratuitamente a la ciudadanía dentro de los principios de Disciplina, Honor y Abnegación.El equipamiento y sostenimiento de los Bomberos Voluntarios en un principio se financio con los fondos provenientes del estacionamiento ubicado en el Centro de Tegucigalpa (Hoy Plaza Morazán) que fuera cedido a petición del Comandante Oscar Rodríguez Gómez, posteriormente por donaciones efectuadas por las fuerzas vivas comercio, banca y personas naturales altruistas y con las actividades llevadas a cabo por los directivos y miembros del Cuerpo de Bomberos Voluntarios. Se organizaron cinco Compañías de 25 o más elementos cada una comandadas por 1 Capitán, 1 Teniente, 1 Sub-Teniente, 1 Sargento 1ero,  1 Sargento 2do, 1 Sargento Raso, 1 Cabo y 18 a 23 Bomberos. La sede de los Bomberos Voluntarios se estableció en el mismo lugar donde se construyo el Primer Cuartel de Bomberos, o sea en el Barrio Abajo en la 4ta. Calle, 1 y 2da Avenida de Tegucigalpa, 75 metros al oeste de la Casa de la Cultura llamado ahora Teatro Nacional Manuel Bonilla.

Por muchos años se trabajo Mancomunadamente con la Guardia Permanente, posteriormente al trasladarse estos al Cuartel General construido al costado sur oriente del Estadio Nacional quedan los Bomberos Voluntarios con equipo y personal a cargo del Cuartel del Barrio Abajo denominado ya en esa fecha como estación de Bomberos: Capitán Oscar Rodríguez Gómez, cuya estructura era de madera, se modernizo la estructura totalmente, construyéndose una mejor edificación de hierro, ladrillo y cemento, mejorándose totalmente el ambiente para el bombero, muy poco tiempo se disfrutó del mismo ya que con instrucciones del General Gustavo Álvarez Martínez Jefe de las Fuerzas Armadas de la Época, el Ministro de Gobernación de Turno cedió un plumazo el uso y gozo del local a la fuerza de seguridad, pública apéndice del ejercito para instalar la Policía Femenina quienes a la fecha  lo usufructúan, se condicionó que las Fuerzas Armadas le construirían al Cuerpo de Bomberos otro local en otro lugar, a la fecha actual se ha gestionado ambas cosas o la devolución o el cumplimiento de la promesa no obteniéndose respuesta afirmativa para resolver el problema.Mediante el Decreto Ley 398 del 8 de Septiembre de 1976, consistente en varias Reformas al Decreto Ley 152 de Noviembre de 1955. Se logra entre otras cosas lo siguiente: Objetivos mas claros, una estructura Jerárquica de mando desde Bombero a Mayor de Bomberos, establecimiento de un patrimonio como ser entre otros la Tasa por servicio de Bomberos, y la absorción de los bomberos Voluntarios bajo un mismo mando denominándose Compañías de Bomberos Voluntarios.

Es a partir de esta fecha que los bomberos Voluntarios se subordinan a la Comandancia General de Bomberos y la identificación se generaliza como Bomberos de Honduras con los mismos derechos y con las mismas obligaciones tanto para los bomberos permanentes como para los bomberos Voluntarios, con la única diferencia de percibir salario los primeros.

 

<< 1 2 3 4 5 6 >>